lunes, 6 de octubre de 2014

Sueño invitado: A duermevela

Este es un sueño (brutal y genial, por cierto) que nos ha enviado Algo Montalvo, quien casualmente también es blogger y tiene una tienda, entre otras cosas. Os dejo el enlace a sus blogs aquí:
Twitter: @Algo_Montalvo
Facebook: Algo Montalvo
Muchas gracias por compartir este sueño con nosotros, es un gran aporte al blog, y me gustaría que los demás lectores se animasen y me mandaran también sus sueños, participasen en otros apartados del blog o simplemente dejasen un comentario, que siempre ayuda.
Fecha del sueño: Noche del 05/10/2014

Anoche tuve la pesadilla más inquietante y horrible que recuerdo.
Era de noche y estaba de pronto en casa de mis abuelos, en pleno campo. Está en una colina, por lo que hay cierta pendiente. Por la noche el perímetro se vuelve aterrador con la oscuridad y las ramas, y como si estar ahí solo fuera para empaparme de pánico, se van sucediendo personas desnudas de torso para arriba y en parálisis del sueño (cuando el cuerpo se inmoviliza para evitar escenificar los sueños, mientras que mentalmente estamos despiertos). Una a una. Pero se añadía algo macabro: durante esa misma parálisis, espíritus poseían a esas personas.
Yo los veía como si estuviera sobre su cama. Se convulsionaban como si fueran muñecos, intentando despertarse sin conseguirlo. Como si esos entes introdujeran la retorcida inquietud en ellos, indicando que algo sucede pero no puedes hacer nada.
Algunas tenían los ojos y la boca entreabiertos, intentando emitir algún sonido ahogado como cuando queremos gritar en un sueño y no podemos. Otros en cambio tenían unos ojos llenos de horror que me miraban fijamente, mientras intentaban gritar.
De pronto aparece mi padre en el sueño, desnudo también de torso para arriba, y mi madre dice que le nota algo extraño en la tripa. Entonces le observamos mientras bendecimos su vientre.
En ese instante despierto, y tuve que quedarme tres minutos con la luz encendida. El sueño fue tan realista y horrible que no daba crédito. Y te quedas como si esperaras algo más, como si no hubiera sido solo un sueño.

1 comentario:

  1. Muchas gracias a ti por tus palabras y es un placer. Los sueños son una realidad paralela de la que podemos disfrutar o sufrir cada noche.

    ResponderEliminar

¡Gracias por tu comentario!